Newsletter

Síguenos

Estas zonas del vino son Patrimonio de la Humanidad

Es bien sabido lo que representa el vino para la humanidad. A lo largo de la historia la bebida ha estado fielmente ligada al hombre y su quehacer. Tanta es la pasión que, incluso, algunas regiones donde se cultiva la materia prima para su elaboración, la uva, son un ícono en el mundo. Incluso algunas de estas zonas son consideradas Patrimonio por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Esta distinción refiere a sitios específicos del planeta, bien sean edificaciones o lugares naturales, que son exaltados por su riqueza histórica y cultural. El objetivo es preservar estos territorios y darlos a conocer en el planeta. Actualmente, la lista cuenta con más de 1.000 localidades entre culturales, naturales y mixtas, distribuidas en más de 160 países.

Algunas zonas de viñedos, de crianza, y del vino, en general, han sido consideradas por la Unesco. Aquí algunas de ellas.

Regiones relacionadas con el vino que son Patrimonio de la Humanidad

Región vitícola del Alto Duero, Portugal

Región vitícola del Alto Duero vino Patrimonio de la humanidad

Durante siglos, la viticultura ha sido parte de las actividades agrícolas tradicionales de esta región de Portugal. Esta vinculación con el fermentado de uvas los hace poseer una las bebidas más reconocidas: el Oporto.

Grandes campos que deslumbran con su belleza y se compenetran con el paisaje natural. Al día de hoy los agricultores siguen trabajando los viñedos respetando las técnicas históricas. Fue inscrita como Patrimonio en el año 2001.

A su vez, el país europeo también cuenta con el paisaje vitícola de la Isla del Pico. Este se compone de 987 hectáreas de viñas cultivadas desde el siglo XV. Hoy en día, en este sitio, se encuentran gran cantidad de bodegas y productores. Entró en la lista en 2004.

Paisaje histórico de la región vitícola de Tokay, Hungría

Paisaje histórico de la región vitícola de Tokay

Desde 2002 esta zona húngara es considerada digna por su belleza y antigüedad. Kilómetros de viñedos, bodegas de vino que se encuentran entre colinas, ríos y valles. La calidad de sus bebidas se debe a un control estricto que lleva más de tres siglos en aplicación.

Pagos de viñedos de Borgoña, Francia

Pagos de viñedos de Borgoña

Francia es uno de los grandes exponentes del fermentado de uvas en el mundo. Entre sus tantas zonas dedicadas a la elaboración, destaca Borgoña. Los pagos o climats que allí se encuentran son un conjunto de parcelas precisamente delimitadas. Cada una se distingue de las otras por la geología del terreno y el tipo de cepa, entre otros factores.

Para la Unesco esto representa un sistema de producción y comercialización insigne para cualquier país. Además de constituir parte del centro histórico de la ciudad de Dijon. Entró en la lista recientemente, en 2015.

Viñedos, casas y bodegas de Champagne, Francia

Viñedos, casas y bodegas de Champaña, Francia

Otra zona representativa francesa del vino. Creadores de la bebida homónima que tienen sus orígenes en el siglo XVII y que comenzó a industrializarse en el XIX. La organización internacional destaca los viñedos de Hautvilliers o el instituto de enología Fort Chabrol, entre otros. Asimismo, gran cantidad de bodegas subterráneas que sirven para la fermentación de los espumosos son un atractivo turístico y cultural.

Resaltan la identidad con el producto, que es elaborado tanto de manera artesanal como por grandes productores. Es Patrimonio desde 2015.

Por otro lado, la Jurisdicción de Saint-Emilion también ha sido exaltada por su dedicado cultivo de las vides. Forma parte de la lista desde 1999.

Viñedos en Terraza de Lazaux, Suiza

Viñedos en Terraza de Lazaux

Más de 30 kilómetros de viñedos ubicados en una vertiente a orillas del lago Leman. Aunque se cree que en esta zona se practica el cultivo desde los tiempos del imperio romano, las actuales terrazas datan del siglo XI. Años y años de tradición, respetando sus métodos y técnicas de agricultura. Desde 2007 forma parte de la lista de patrimonio.

Tierra de olivos y viñas del sur de Jerusalén, Battir, Palestina

La producción agrícola ha generado un paisaje de gran hermosura, donde no solo se dan uvas para la producción de bebidas sino también olivos o aceitunas. Sus sistemas de trabajo, riego y cultivo le han valido la consideración de la Unesco desde 2014.

Estas son solo algunas regiones que destacan por su fiel tradición vinícola en el mundo. Pasarán los años y la Unesco seguirá tomando en cuenta estos lugares apasionados apasionados por el vino.

También le puede interesar:  Consejos para armar su propia colección de vinos

Con información de UnescoWorldHeritage

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram