Newsletter

Síguenos

S’Amfora: un vino sacado del mar

Cada vez son más las casas vinícolas que apuestan por el envejecimiento de la bebida en un lugar específico: la profundidad del mar. Lorenzo Zonin, enólogo de la firma toscana Podere San Cristoforo, lanzó S’Amfora, un vino submarino añejado en ánforas.

Zonin es conocido por dirigir una de las bodegas más llamativas de la Toscana, conocida región vinícola de Italia. Ubicada en la zona de Maremma, cuyos vinos poseen Indicación Geográfica Protegida, se ha caracterizado por hacer ejemplares biodinámicos y siempre explorar al máximo las posibilidades que ofrece el terroir.

Con creaciones que han recibido altas puntuaciones en guías como The Wine Advocate, creada por el legendario Robert Parker, y otras como Gambero Rosso, el enólogo ahora tiene una nueva propuesta: S’Amfora.

Para su proyecto, Lorenzo se adentró en los procesos de envejecimiento bajo el mar. Según muchos especialistas, las condiciones submarinas son ideales para la maduración optima del vino, otorgándole perfiles y cualidades que no se podrían conseguir con métodos tradicionales.

Pero, caracterizado por siempre innovar, Zonin no escogió botellas para envejecer su vino, sino ánforas. Estas, son recipientes elaborados comúnmente en arcilla y que fueron en siglos pasado los utilizados para el traslado y comercio de vino, además de otros rubros.

Tradición e innovación juntos

S’Amfora vino submarino
Las ánforas fueron un método tradicional para almacenar vino en la antiguedad / Foto vía: TheDrinksBusiness.com

El enólogo explica que lleva investigando sobre los procesos de maduración en el mar por más de cuatro años. Finalmente, a inicios de 2020 sumergió 600 ejemplares de S’Amfora por nueve meses, logrando resultados alentadores.

“El vino se percibe más redondo que su homólogo envejecido normalmente, y aún conserva todas sus notas afrutadas de pequeños frutos rojos y oscuros, ofreciendo las especias y los matices balsámicos típicos de Petit Verdot”, dice Lorenzo Zonin. Añade que se vio gratamente sorprendido por como “el mar parece haber acelerado la evolución del vino”.

Explica que los vinos submarinos tienden a tener cualidades similares a cualquier otro, pero que desarrollan un “carácter mineral y notas terrosas”. “En el fondo del mar está muy oscuro, hay poco oxígeno y no hay vibración, más bien un movimiento muy lento, lo cual es perfecto para la crianza del vino”, comenta.

S’Amfora es otra de las creaciones llamativas que aprovechan las profundidades del océano para ofrecer algo distinto. Como una bebida que promete mucho para los amantes del fermentado de uvas, saldrá a la venta en diciembre a un precio de 200 euros por cada ánfora de 750 mililitros.

También le puede interesar: Dormir entre viñedos en estas bodegas españolas

Con información de TheDrinksBusiness y WineNews

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram