Newsletter

Síguenos

Algunas consideraciones a la hora de maridar con vino

Una buena comida y un vino de calidad van de la mano, pero siempre hay que cuidar que encajen a la perfección. Para los menos conocedores en la materia, seguir algunos consejos es lo ideal a la hora de maridar con el fermentado de uvas.

Aunque se trate de un buen ejemplar, esto no será lo único necesario a tomar en cuenta para hacer que la cena sea una gran experiencia gastronómica. Al elegir una botella, se ha de prestar atención a ciertos detalles para que todo sea como se desea.

A maridar como se debe

Maridar con vino
Si se probarán varios vinos, estos deben organizarse de manera que no interfieran entre sí

La importancia del menú

Para una velada especial, quizá se escoja un vino adecuado para cada plato. Sin embargo, hay que prever que las bebidas no interfieran entre sí. Es decir, si se servirá un plato acompañado de un vino con mucho cuerpo, y seguidamente uno con uno joven, el primero afectará la apreciación del segundo.

Entonces, seleccionar inteligentemente considerando estos matices, e incluso armar el menú considerando esto, es una buena idea.

Una cuestión de equilibrio

Al maridar, todo se trata de armonía. Según los componentes que tendrá la comida y las características de los mismos, se debe buscar un vino que se adapte a ellos. Factores como los aromas, la intensidad del sabor y la capacidad para digerirlos son fundamentales en cuanto a los alimentos. Por el vino, hay que atender a la temperatura en que se servirá, sus aromas predominantes y sus notas de sabor.

La importancia del cómo

No solo son relevantes los insumos que llevará la comida, sino preguntarse ¿cómo se prepararán? Según el método de cocción escogido, cantidad de grasa que se genera u otros aspectos el vino a elegir puede cambiar.

Maridar por asociación

Una de las recomendaciones de los expertos es buscar botellas que ofrezcan una sensación similar a la de la comida a servirse. Por ejemplo, textura, sabor, sensación térmica, aromas y más.

En contraparte

Aplicar una idea contraria a la expuesta anteriormente también puede resultar efectivo. Alimentos y botellas que tengan características que puedan contrastar entre ellas puede dar buenos resultados. Un ejemplo puede ser un vino muy fresco con insumos picantes.

También le puede interesar: Cómo armonizar vinos y platos vegetarianos

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram