Vin Doré 24 K, máxima expresión del lujo español

Vin Doré 24 K

Todo surgió a partir de un viaje a Japón. El empresario y hoy CEO de Vin Doré 24 K, Diego Suárez, tuvo ocasión de probar un sake con escamas de oro. «El sabor no me gustó, pero me entusiasmó la idea de aportar oro a distintos productos para lograr el máximo glamour», afirma Suárez. Decidió invertir en I+D+I en lograr un polvo de oro comestible, que no alterara la esencia del producto, y con capacidad de ser digerido por el cuerpo humano sin problema alguno.Y así nació Vin Doré 24 K, una empresa cien por cien española, y elaborada con producto español.  «En primer lugar lanzamos un espumoso de gran calidad con polvo de oro de 24 quilates y, poco después, nació nuestro producto estrella, el Brut Imperial con polvo de oro de 24k», apunta Suarez.

Para más información, el polvo de oro con el que trabajan en Vin Doré 24 K es un producto comestible, anticancerígeno y con una gran carga de antioxidantes.

Con Vin Doré 24 K y sus productos, Suárez ha encontrado hueco en el mercado de lujo, y no únicamente por incorporar oro a todas sus referencias. La gama de espumosos que incluye el Brut Imperial 24 k, el Brut Imperial Edición Limitada, el Espumoso 24 K, el Espumoso 24 K Edición Limitada, Kálima 24 K Blanc y Kálima 24 K rosé tiene otros valores añadidos que contribuyen a su encanto sensual.

Vin Doré 24 K
Diego Suárez, CEO de Vin Doré 24 K

Sin duda, el más vendido de todos es el Brut Imperial 24 k en la versión 75 cl, un espumoso del que producen nada más y nada menos que 350.000 botellas al año. En cualquier caso, el resto de espumosos tienen también su público, y en lo que respecta a Kálima 24 K Blanc y Kálima 24 K Rosé ambos arrasan en los países árabes ya que no contienen alcohol.

Lujo por encima de todo

La producción de la compañía es absolutamente artesanal. Para los vinos se utilizan las mejores uvas de las variedades blancas airén y sauvignon blanc y la tinta macabeo. Todas ellas procedentes de los mejores viñedos. En la elaboración de cada añada intervienen, además del propio Suárez que tiene un máster en enología y es bodeguero, prestigiosos enólogos y sumilleres en colaboración especial. Para su producción siguen el méthode champenoise.

Así, el lujo no solo es lujo por incorporar productos caros. El lujo es lujo porque está relacionado con el buen hacer, con la calidad, con la diferenciación y con la exclusividad.

Además, en el packaging de todos los vinos -absolutamente espectacular, se presentan en una caja con iluminación propia- intervienen catorce artesanos de diferentes países. Por ejemplo, los productores franceses de la etiqueta grabada en oro.  Todos los vinos se presentan en cuatro tamaños. En botella habitual de 75 cl, en Magnum (1,5 l), en Jeroboam (3 litros en vinos espumosos) y en Matusalén, botella de 6 litros.

El espaldarazo definitivo de Vin Doré 24 K

A veces la vida te brinda oportunidades y la oportunidad de Diego Suarez para promocionar sus vinos le vino de la mano de Brad Pitt. Así lo explica él mismo: «Conocí a Brad Pitt en una fiesta en Miami en casa de unos amigos brasileños. Allí probó Pitt nuestro Brut Imperial 24 k y se quedó impresionado. A partir de ahí se convirtió en nuestro cliente. En una de esas sonadas broncas con Angelina Jolie, estuvo por medio nuestro Brut Imperial. Y así, por casualidad, conseguimos que nuestra exclusiva bebida estuviera en boca de todos».

Brangelina aparte, Suárez ha sabido muy bien mover sus productos. Ha tenido y tiene como embajadores oficiosos a deportistas como Cristiano Ronaldo, Leo Messi, Zidane, Bale, Benzema y un largo etcétera. También actrices como Amaia Salamanca, artistas como Ricky Martin y José Mercé, o toreros como Óscar Higares. «Mis espumosos son de los más fotografiados y compartidos en redes sociales», afirma el CEO.

Vin Doré 24 K en la alta gastronomía

El cocinero y parrillero turco Salt Bae es un gran fan de los vinos de la empresa española. En sus restaurantes en Turquía o Dubai, el espumoso corre como si fuera agua.

En cuanto a chefs españoles, Dani García apuesta por Vin Doré 24 K en sus restaurantes. Y, si nos ceñimos a cocineros perfil Michelin, Paco Roncero, Mario Sandoval o Nacho Manzano ya hace tiempo que son fieles seguidores.

Vin Doré 24 K, ¿solo vinos?

¡En absoluto! Suarez abrió hace un tiempo una nueva línea con sus ginebras ultrapremium 24 Karat Gold y 24 Karat Rosé. Ambas contienen polvo de oro, marca insignia de la casa, y una triple destilación. Tanto una como la otra pasan por un proceso de maceración durante 51 días con sus 12 botánicos seleccionados. En el caso de 24 Karat Rosé en el proceso de maceración también se incorporan fresones, de ahí su atractivo color rosado. En la actualidad, la producción de ginebra está en 75.000 botellas anuales, aunque Suárez cree que «en breve acabaremos alcanzando la misma producción de Brut Imperial 24K». Recuerden que esta cifra es la friolera de 350.000 botellas / año.

Vin Doré 24 K
Ginebras ultrapremium de Vin Doré 24 K

En un horizonte muy cercano se producirá el lanzamiento del nuevo vodka de Vin Doré 24 K, un producto con el que la compañía redondeará la oferta de espirituosos ultrapremium. De este producto informaremos puntualmente, aunque ya vaticinamos que tendrá el mismo éxito que las demás bebidas de Vin Doré 24 K.

¿Le gustaría degustar alguna de estas bebidas? Vin Doré 24 K no deja la distribución de sus exclusivos vinos en manos de cualquiera. Si está usted en España puede adquirirlos en La Mantequería, en la madrileña calle Velázquez, o bien, contactar con Vin Doré 24 K a través de su web. Para comprar fuera de la Unión Europea pueden visitar su tienda online en la propia web.

También le puede interesar: El delirante y fantástico placer del champán