Estudio revela que el alcohol podría alargar su vida

El sueño de todo bebedor se ha hecho realidad. Según un estudio realizado por la Universidad de Michigan, la ingesta moderada de bebidas con alcohol podría alargar el tiempo de vida hasta siete años más.

Los resultados, que fueron publicados en el diario Health Affairs en el mes de julio, arrojaron que la combinación de un peso adecuado, la evasión de cigarrillos y el hábito controlado de tomar alcohol puede ser la tan buscada fuente de la juventud.

El doctor Neil Mehta, profesor del recinto académico en Michigan, le contó al portal Wine Spectator que el equipo de investigación trató de analizar cuáles son las consecuencias de los diferentes estilos de vida, para deducir cuáles son las tendencias en salud colectiva en Estados Unidos.

Según este medio, la muestra fue de 14.804 participantes mayores de 50 años, que fueron entrevistados cada año entre 1998 y 2012, y fueron agrupados según sus principales adicciones: obesos, fumadores y alcohólicos. Fue así como se calculó el tiempo de vida de cada grupo.

A pesar de que se obtuvieron cifras alentadoras con respecto a los beneficios del alcohol, muchos expertos consideran que lo que realmente ayuda a alargar el tiempo de vida son los otros puntos a cuidar, como el peso adecuado y la buena alimentación. Sin embargo, el doctor Mehta insiste en que hay suficiente información como para asegurar lo primero.

“Lo que han demostrado los estudios es que los individuos que beben moderadamente tienden a mostrar mejores resultados que aquellos que son abstemios o que casi nunca toman”, expresó.

alcohol vida adultosEn cifras

Los resultados establecieron que las personas que no fuman, no son obesas y beben controladamente, pueden vivir casi siete años más que el promedio de vida de hombres y mujeres calculado según la base de datos (77,7 en hombres y 81,5 en mujeres).

Y no solo eso, resulta que las personas que cumplen esta condición no son propensas, por mucho más tiempo de lo normal, a sufrir discapacidades y enfermedades seniles. Por lo general, estas empiezan a aparecer después de los 65 años, pero los bebedores moderados pueden experimentarlas casi 10 años después.

A pesar de que los números son alentadores, advierten que hay otros factores que suelen influir en la expectativa de vida, como consumo de drogas, radiación, accidentes, modificaciones estéticas, adicción a medicamentos, entre otros.

Lo cierto es, que sea como sea, cada vez son más las buenas excusas para disfrutar de una copita de vino más seguido ¿o no?

También le puede interesar: Bares temáticos que le harán querer recorrer el mundo.

Con información de Wine Spectator.