La salsa de tomate con chiles es perfecta para acompañar una rica carne, unas tostadas o unos tacos. El tomate se combina con el chile por lo tanto es una salsa un  poco picosa, también tiene un toque ácido y está muy bien sazonada gracias a los demás ingredientes que se usan en la preparación. A continuación explicamos paso a paso cómo preparar esta exquisita salsa:

Salsa de tomate con chiles

Ingredientes

  • 6 chiles Serranos
  • 3/4 taza de agua caliente
  • 1 tomate asado
  • 3 cebollas verdes
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 1 diente de ajo
  • 2 tomates Roma, en cuartos
  • 1/2 cucharadita de azúcar
  • 1/4 taza de cilantro
  • Sal y pimienta negra

 

Preparación

  • Calentar una sartén a fuego medio-alto. Añadir los chiles y dejar hasta que aparezcan manchas negras, alrededor de 1 – 2 minutos. Verter en agua y luego retirar del fuego y cubrir con la tapa, dejar reposar 20-30 minutos.
  • Desechar el agua, retirar los tallos y transferir a la licuadora junto con el tomate asado, cebollas verdes, jugo de limón, ajo y azúcar. Mezclar hasta que todo esté bien picado. Añadir los tomates Roma y el cilantro, mezclar para picar.
  • Sazonar con sal y pimienta al gusto. Almacenar en un recipiente hermético en el refrigerador y listo. Simplemente póngala en la mesa y verá cómo se usa en muchos platillos.

También te puede interesar: Irresistible dip de queso parmesano

Comments

comments