Si tienes manzanas y no sabes qué hacer con ellas, ¿qué te parece preparar una tarta? Esta delicia hará que el paladar se deleite y que las personas la quieran repetir una y otra vez. Es muy fácil de hacer y es perfecta para prepararla en cualquier ocasión. Consiente a los más pequeños con este delicioso e ingenioso postre.

Tarta de manzana 

Ingredientes

Para el bizcocho

  • 1 taza de sidra de manzana
  • 2 tazas de manzanas (3 o 4 manzanas)
  • 1 limón entero
  • ¼ de taza de mantequilla ablandada
  • 1 taza de azúcar granulada
  • 2 huevos
  • 2 tazas de harina
  • 1 ½ cucharadita de polvo de hornear
  • ½ cucharadita de bicarbonato de sodio
  • ¼ de cucharadita de sal
  • ½ taza de crema de leche
  • 1 cucharadita de canela
  • 3 cucharadas de azúcar granulada

Para el glaseado

  • 1 taza de sidra de manzana
  • 1 taza de azúcar
  • 1-2 cucharadas de crema de leche
  • Helado de vainilla, opcional para servir

tarta de manzana

 

Preparación
  • Colocar la sidra de manzana en una estufa y llevar a ebullición, dejar hervir hasta que se reduzca a ¼ de taza. Dejar enfriar.
  • Cortar las manzanas y colocarlas manzanas en un recipiente de agua con limón exprimido. Luego en un plato para secar y reservar. Esto evitará que se pongan marrones.
  • Precalentar el horno a 350°. Batir la mantequilla y el azúcar, hasta que estén bien mezclados. Con la batidora en marcha, añadir un huevo a la vez hasta que esté suave. Batir durante unos tres minutos.
  • En un tazón mediano, tamizar la harina, polvo de hornear, el bicarbonato y la sal. Medir la crema y añadir la sidra reducida.
  • Con la batidora a baja, alternar la adición de la mezcla de harina y la mezcla de crema hasta que esté bien combinado. Limpiar los costados y mezclar hasta que quede suave.
  • Engrasar un molde con aceite, verter la mezcla y adornar con las manzanas. Luego en un recipiente pequeño, mezclar el azúcar con la canela y espolvorear sobre la parte superior de la torta, colocar en el horno durante 50-60 minutos o hasta que un palillo insertado en el centro salga limpio.
  • Para hacer el glaseado, colocar la sidra de manzana en la estufa, sin que se evapore demasiado. Luego colocar el azúcar en un tazón pequeño y agregar la reducción de sidra junto con una cucharada de crema de leche, poco a poco hasta obtener la consistencia deseada.
  • Cuando el pastel salga del horno, enfriar a temperatura ambiente y cortar. Rociar el glaseado sobre cada porción dejándola correr por los lados y listo. Acompañar con helado de vainilla si lo desea. ¡Disfrute!

También te puede interesar: Beneficios de incluir las manzanas en la dieta diaria

Vía afamilyfeast.com

Comments

comments