Newsletter

Síguenos

Sándwich de chocolate, tentación dulce

El sándwich de chocolate es un clásico de toda la vida. Sirve para un delicioso desayuno o merienda, especialmente para los más pequeños de la casa. Y lo mejor de todo es que, aunque no lo parezca, se puede combinar con diferentes ingredientes que a primera vista parecería que no combinan. ¡Atrévete a probarlo! 

Se puede hacer con obleas, usar chocolate derretido o cremas de chocolate.

En Estados Unidos es muy popular hacerlo con un panecillo tipo rollo káiser o de galleta. En Escocia se hace con chocolate frito. En Israel la salsa de chocolate se extiende solo en una rebanada de pan. Mientras que en España es un indispensable de las meriendas de cumpleaños.

Sándwich de chocolate clásico

  • Para hacer esta receta necesitará pan de molde, una tableta de chocolate con leche o el de su preferencia y una sandwichera.
  • Solo tendrá que colocar el chocolate en una de de las rebanadas de pan, sin llegar a cubrir del todo, tapar con la otra rebanada y meter en la sandwichera por unos minutos.
  • Según queramos el pan más o menos tostado y el chocolate más o menos fundido, así mantendremos este bocadillo en la sandwichera.
  • También puede usar, en vez de una tableta de chocolate, crema estilo Nutella de uno o dos sabores. 
  • Si quiere darle un toque diferente, junto con el chocolate también puede agregar unas láminas finas de queso parmesano o aceite de oliva extra virgen. El resultado será una mezcla entre lo dulce y salado deliciosa.
  • Si quiere completar la dulzura de esta receta, puede añadir unas rodajas de cambur o de fresas  y acompañarlo con una bola de helado de mantecado.

Sándwich de chocolate frito

  • Si desea hacerlo de una forma diferente, puede preparar el sándwich frito. Para eso, debe poner en una rebanada de pan de molde abundante crema de cacao.
  • Luego poner una loncha de queso y cerrar con otra rebanada de pan de molde.
  • En un plato batir un huevo y reservar. Mientras en una sartén al fuego, poner abundante aceite de girasol y esperar a que se caliente.
  • Una vez caliente el aceite, pasar el sándwich por el huevo y cubrirlo muy bien, después se pone a freír dorándolo por ambas caras.
  • Una vez listo, se sirve con azúcar glass por encima.
También le puede interesar: Torrijas: la receta perfecta para cualquier momento

Comentarios

Dejar respuesta
Por favor, escribe aquí tu comentario
Por favor, introduce aquí tu nombre

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram