Newsletter

Síguenos

Espectacular crujiente de manzanas y avena

Llegó el momento de los postres ricos, dulces y melosos. Este crujiente es como una especie de pie o tarta rellena de manzanas, con una cubierta de avena y especias que se pone crocante dentro del horno. Se sirve con una buena porción de helado de mantecado y sirope de caramelo. ¡Vaya manjar!, ¿no? Las manzanas pueden ser rojas o verdes, depende de su preferencia. Es una receta bastante rápida y sencilla, ideal para después del almuerzo.

Crujiente de manzanas y avena

Ingredientes (para 6 personas)

Para el topping
  • 70 gramos de harina todo uso
  • 1/2 taza de avena
  • 110 gramos de azúcar morena
  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear
  • 1/4 de cucharadita de canela en polvo
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 80 gramos de mantequilla sin sal, troceada en cubos pequeños
Para el relleno de manzana
  • 900 gramos de manzanas a temperatura ambiente, peladas, descorazonadas y troceadas finamente
  • 3 cucharadas de mantequilla sin sal, derretida
  • 2 cucharadas de harina todo uso
  • 3 cucharadas de agua
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/4 de taza de azúcar morena
  • 1/2 cucharadita de canela molida
  • 1 pizca de sal
crujiente manzanas

Preparación

  • Precalentar el horno a 375 grados centígrados y colocar la rejilla a un nivel más bajo que el central. Engrasar una bandeja mediana y apartar.
  • En un bol, mezclar la harina, la avena, la azúcar morena, el polvo de hornear, la canela y la sal. Añadir la mantequilla e integrarla a estos ingredientes con la punta de los dedos hasta que se forme una mezcla quebradiza. Llevarla al refrigerador mientras se prepara el relleno.
  • En un bol pequeño, mezclar la mantequilla derretida y la harina hasta que se integren bien. Agregar el agua, el jugo de limón y la vainilla. Echar la azúcar morena, la canela y la pizca de sal. Colocar las manzanas en un bol grande y añadir esta mezcla, revolver bien y pasar todo a la bandeja formando una capa pareja.
  • Sacar el topping del refrigerador, espolvorearlo sobre las manzanas, cuidando de cubrir bien toda la superficie. Hornear hasta que la cubierta se haya dorado y las manzanas estén tiernas, aproximadamente por 35 minutos. Retirar del horno y dejar enfriar 10 minutos. Servir caliente con el helado y el sirope.
También le puede interesar: Canelones de cangrejo y salsa pesto de espinaca

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram