Ostras al horno

Saborear el océano en nuestros platos es un placer de vida. No en vano se dice que en el mar la vida es más sabrosa, y esto también aplica a la comida. Las ostras son un excelente producto para poner este concepto en práctica.

Se preparan al horno, con un rico gratinado de queso parmesano. Todo aderezado en una buena salsa a base de vino blanco y vino espumante. Una preparación deliciosa y afrodisíaca para disfrutar de un almuerzo especial.

Ostras gratinadas con vino espumante

Ingredientes

  • 12 ostras
  • 2 cebollas
  • 3 cucharadas de mantequilla
  • 4 dientes de ajo
  • 100 mililitros de vino blanco seco
  • 250 mililitros de nata
  • 300 mililitros de vino espumante
  • 1/2 taza de queso parmesano rallado
  • 3 ramas de perejil
  • Sal
  • Pimienta blanca
  • Sal gruesa

Preparación

  • Abrir las ostras con ayuda de un cuchillo pequeño.
  • Vaciar la carne en un bol junto con el agua que tienen, desechar las tapas y reservar la parte cóncava.
  • Pelar las cebollas y rallarlas. Pelar los dientes de ajo y cortarlos en tacos pequeños. Lavar el perejil, retirar los tallos y cortar también. Reservar.
  • En una sartén derretir la mantequilla, agregar la cebolla y los ajos y dejar pochar a fuego lento durante unos minutos, remover con frecuencia para que no se peguen.
  • Precalentar el horno a 200 °C (392 °F) con el grill encendido.
  • Al transparentarse la cebolla, incorporar la nata, el vino blanco, el espumante, un chorro de jugo de ostra y salpimientar al gusto. Remover bien y deja reducir durante unos minutos.
  • Cuando el alcohol se evapore, apartar del fuego. Cubrir con sal gruesa una bandeja y colocar encima las conchas reservadas.
  • Poner sobre las conchas las ostras con una cuchara, cubrir con la salsa y espolvorear con el queso parmesano. Llevar al horno y dejar que se gratinen durante diez minutos.
  • Retirar, decorar con perejil y servir.

También le puede interesar:  Cazuela de mariscos con arroz

 

Comments

comments