Newsletter

Síguenos

El carpaccio: el reto de Giuseppe Cipriani

En el año 1950 en Venecia, un famoso hostelero llamado Giuseppe Cipriani debe preparar un plato especial para su amiga la condesa Amalia Nani Monicego. A la que le su médico le había impuesto una dieta y que no le permitía el consumo de carne cocinada. En ingenio de Giuseppe lo llevó a servirle carne cruda, en el que dispuso en un plato lato finas láminas cortadas a cuchillo de un solomillo de buey al que le buscó un buen aderezo, mayonesa con un poco de mostaza y salsa inglesa. Para su sorpresa a la condesa le encantó esta preparación, y decide saber el nombre de la preparación este le responde rápidamente ponerle el nombre del pintor Vittore Carpaccio. Por su similitud de colores entre el plato y sus pinturas. En la actualidad este plato sigue en vigencia, aunque ha sufrido de ciertas variantes tanto en aderezos como en su presentación. Ya no solo es de carne, se prepara con  carne de buey con parmesano y de pez espada, salmón.  

Carpaccio de solomillo de ternera

Ingredientes:
  • 150 gramos de finas lonjas de solomillo de ternera
  • 1 cucharadita de aceite de oliva
  • 1 cucharada de pimienta
  • 1/2 cucharada de sal
  • 1 puñado de hojas de romero
  • Queso Pecorino o parmesano al gusto
  • 1 cucharada de alcaparras
Para alioli:
  • 1 yema de huevo grande
  • 2 dientes de ajo, picados
  • 1/2 taza de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de jugo de limón
  • Sal de marina
Preparación:
  • Las lonjas de solomillo de ternera se puede comprar ya fileteadas. Colocarlas en un plato y espolvorear con sal y pimienta. Frotar el aceite de oliva en el exterior.
  • En este caso a gusto y preferencia el solomillo se puede comer crudo o dejarlo cocinar a la plancha por unos minutos.
  • Para hacer los alioli, combinar en un envase los ajos machados con la yema de huevo. Con la ayuda de un tenedor mezclar. Agregar el jugo de limón, sal y pimienta. Batir unas gotas de aceite de oliva hasta que empiece a espesar y emulsionar. Continuar batiendo, el resto del aceite de forma lenta hasta que el alioli esté completamente espesa.
  • Decorar con alcaparras finamente ralladas, una lluvia de queso. Añadir pequeñas cucharadas de alioli y servir.
Receta vía: gratineeblog.com

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram