Newsletter

Síguenos

Pechuga de pollo horneada al limón

Sin dudas la carne es deliciosa. Bien sea de res, cerdo, pescado o pollo. En el caso del ave, la versatilidad dentro de la cocina no tiene límites. Sus cortes, sin ser demasiados, ofrecen una amplia gama de opciones para preparar comidas espectaculares, una de las mejores para lograr esto es la pechuga. Una porción que ofrece un sabor y una jugosidad totalmente envidiables. Además, es posible cocinarla de diferentes maneras sin que pierda su carácter delicioso. Como añadido, es un corte que funciona de manera excelente en platos ligeros, ideal para consumirlo durante la dieta sin remordimiento. En esta oportunidad, se prepara al horno.  El toque especial será la acidez típica del limón. Además, contará con los excelentes gustos del ajo y el aceite de oliva. Una preparación sencilla y rápida de hacer para disfrutar de un almuerzo especial en el hogar.

Pechuga horneada al limón

Ingredientes
  • 1 kilogramo de pechuga de pollo
  • 3 limones grandes
  • Aceite de oliva
  • 3 dientes de ajo
  • Sal
  • Pimienta
  • Tomillo
Preparación
  • Precalentar el horno a 200 ºC (392 ºF).
  • Untar con aceite de oliva la bandeja para hornear.
  • Lavar y picar los limones y exprimir su jugo. Colocar las pechugas de pollo en la bandeja y verter el jugo por encima.
  • Añadir sal, pimienta y tomillo al gusto por ambos lados de las pechugas.
  • Pelar y picar en dos los dientes de ajo y repartir por la bandeja. Agregar un chorro de aceite e introducir el pollo al horno con la bandeja cubierta por papel de aluminio.
  • Dejar cocinar con la bandeja tapada durante 15 minutos. Transcurrido este tiempo, retirar el papel aluminio, mojar las pechugas con su propio jugo y cocinar durante 30 minutos más o hasta que doren.
  • Retirar del horno y servir clientes.
También le puede interesar:  Ricas milanesas de pollo a la suiza Receta de UnaReceta

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram