Newsletter

Síguenos

Las ricas albóndigas de pescado de Karlos Arguiñano

Por lo general, solemos comer con cierta frecuencia albóndigas de carne, pero muy rara vez vemos en un menú las albóndigas de pescado. En su programa de televisión, el destacado cocinero Karlos Arguiñano nos ha sorprendido con este plato, lleno de sabor.

Aparte de ser exquisita su preparación, porque viniendo de él no lo ponemos en duda, su receta es muy sencilla, aunque minuciosa. Estas albóndigas de pescado, no sólo son para que se consientan, sino también para sorprender y consentir a sus comensales. ¡Así que atrévase!

4 comensales 45 minutos

Ingredientes

  • 1 pescadilla de 1 kilo
  • 10 langostinos
  • 20 tomates cherry
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 huevo
  • 75 ml de vino blanco
  • Harina
  • 2 cucharadas de pan rallado
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • 15-20 hebras de azafrán
  • Pimienta
  • Perejil

Preparación

  1. Calienta agua en una cazuela. Limpia la pescadilla cortándole la cabeza, la espina central y las pieles, y añádelas a la cazuela. Pela los langostinos e incorpora las cabezas y las cáscaras. Agrega también unas ramas de perejil y una pizca de sal. Cuando empiece a hervir, desespuma el caldo, y cuece los ingredientes durante 10-15 minutos.
  2. Pica los langostinos y los lomos de la pescadilla en daditos, y ponlos en un bol grande.
  3. Pela y pica media cebolla en daditos e incorpórala. Salpimienta y añade el huevo, 1 cucharadita de perejil picado y la mitad del pan rallado. Mezcla y agrega el resto del pan rallado poco a poco hasta conseguir el punto deseado.
  4. Cuando la masa esté con la consistencia adecuada, coge pequeñas porciones y forma las albóndigas. Pásalas por harina y fríelas hasta que se doren en una sartén con abundante aceite. Retira y escúrrelas sobre una fuente cubierta con papel absorbente de cocina.
  5. Cuela la mitad del aceite de la fritura a una tartera (cazuela amplia y baja) y ponlo a calentar. Pica en dados la otra media cebolla e incorpórala. Pela los dientes de ajo, pícalos finamente y añádelos. Cocina las hortalizas a fuego suave durante 6-8 minutos. Añade 1 cucharada de harina y rehógala durante 1-2 minutos. Añade las hebras de azafrán, y el vino (dale un breve hervor). Vierte 300-350 ml de caldo de pescado, mezcla bien y añade 1 cucharadita de perejil picado. Introduce las albóndigas y cocínalas en la salsa durante 8-10 minutos.
  6. Calienta otra sartén con 1 cucharada de aceite. Añade los tomates, sazona y saltéalos durante 2-3 minutos.
  7. Reparte las albóndigas con su salsa en 4 platos y salpícalos con los tomates. Decora los platos con unas hojitas de perejil.

También le puede interesar: Croquetas de espinacas y piñones

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram