Salmón confitado Piaspia
Hace unos días decidí atreverme con un plato que vi hace un tiempo preparar a un chef francés. Había oído mucho acerca de este término pero no había hecho jamás algo así. Hablo de un salmon confit (confitado).
En el idioma francés la palabra “confit” se refiere a preservar cualquier tipo de alimento cocido a fuego lento por un largo período en grasa de pato o aceite de oliva. Es un método ancestral de cocción que se originó para poder preservar pato, cerdo o ganso en sus mismas grasas. Con este método los vegetales también pueden mantenerse por largos períodos. En la cocina española he visto como chefs confitan bacalao, ajos, tomates, pimientos, cebollas. ¡Tengo intención de preparar los últimos pronto!
Por supuesto, para lograr siempre un resultado de calidad en tus platos, los ingredientes deben ser óptimos y frescos.

Salmón confitado

Salmón confitado Piaspia

Una de las razones por las cuales deseo compartir con ustedes esta receta es porque nos sorprendió la suavidad al picar el salmón, la textura mantequillosa y sedosa del resultado con un sabor sublime.
Conseguí una maravillosa pieza de salmón fresco de color naranja intenso en el mercado. Pensé que una ensalada de hinojo y manzana sería el acompañante para este plato. El hinojo va muy bien con los pescados y mariscos.
Nuestra lista de mercado para 4 personas
  • 800 gramos de filete de salmón fresco sin piel
  • 2 tazas de buen aceite de oliva
  • 1 naranja
  • 1 limón amarillo
  • 1 rama de romero
  • 3 ramas de tomillo
  • 2 dientes de ajo semitriturados
  • 1 echallot picado en dos
  • 1 ají picante (es al gusto), una pequeña guindilla es perfecta
  • 2 hojas de laurel
  • 6 semillas de pimienta negra entera
  • Sal maldon
Para la ensalada

ensalada de hinojo Piaspia

  • 1 bulbo de hinojo
  • 1 manzana verde
  • 1 limón verde
  • Cilantro fresco
  • Queso de cabra suave al gusto
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta
Con el delantal puesto empezamos
  • Pre calentar el horno a 150 °F
  • Picar la pieza de salmón en cuatro pedazos de igual tamaño. Limpiar bien y no dejar escamas. Secar con papel. Salpimentar los churrascos de salmón.
  • En una olla vertimos el aceite de oliva y con ayuda de un pelapapas agregamos tres tiras de piel de la naranja y tres del limón amarillo sin la parte blanca. Asimismo agregamos tomillo, romero, ajos, laurel, el echallot, las semillas de pimienta y la guindilla (es un ají pequeño, el toque de picante es al gusto).
  • A fuego suave por 15 minutos dejaremos que todos los sabores se fundan dándole al aceite un sabor único.
  • En un pyrex o bandeja de hornear arreglamos las piezas de salmón (toma un envase no muy grande) y verteremos el aceite de oliva con todos los ingredientes que se cocinaron en él. El salmón debe quedar completamente cubierto con el aceite. Metemos el pyrex en el horno destapado y dejaremos cocinar por 30 minutos.
  • Mientras nuestro salmón está en el horno empezamos con la ensalada. Con ayuda de una mandolina cortaremos el bulbo de hinojo y luego la manzana en tiras muy finas.
  • En un bowl exprimimos el jugo del limón con tres cucharadas de aceite de oliva, un toque de sal y pimienta. Con un batidor de mano emulsionamos la vinagreta. Unimos bien la manzana y el hinojo con el cilantro, el queso de cabra y añadimos la vinagreta. La mantendremos en la nevera hasta el momento de servir.
  • Cuando nuestro salmón esté listo, con ayuda de una espátula larga y firme, tomaremos cada churrasco con cuidado porque se deshace y lo colocamos en el plato. Servimos la ensalada y ¡listo! Espero que lo disfruten.
Ahora los dejo porque la mesa está servida,

Comments

comments