Vía garcon.club

Garçon Wines es una startup del Reino Unido que ha presentado un nuevo envase de vino que se puede introducir en un buzón de correos, se trata de una propuesta que tiene el objetivo de garantizar que los clientes que soliciten una botella de vino, la reciban en casa aunque no estén, pues recibirá el mismo tratamiento que una carta. El novedoso envase está fabricado de plástico reciclable y su capacidad es de 750 mililitros, al ser plástico, es más difícil que se pueda romper, pero para asegurar que el envío llegue intacto, la botella está protegida en el interior de una caja diseñada para contenerla y protegerla.

Vía garcon.club

La empresa dedicada al envío de vinos a domicilio que ha inventado la botella plana. Mucho más fina, pero manteniendo la capacidad habitual. El diseño de la botella es el adecuado para el sistema postal, y cuando se espera una botella y no se está en casa para recogerla, se puede introducir en el buzón fácilmente y sin problemas. Otra ventaja que este joven emprendedor destaca de sus botellas, es la facilidad con la que se pueden almacenar ocupando menos espacio. A continuación, un vídeo que explica de que se trata este nuevo proyecto:

Joe Revell, responsable de esta startup, se le ocurrió la idea al darse cuenta de que los pedidos de vino no se entregaban o simplemente se dejaban en la entrada. El emprendedor observó que existía un nicho de mercado por explotar, simplemente había que cambiar el envase para que los envíos de botellas de vino dejaran de ser un problema. Aunque de momento habrá que esperar, ya que se trata de un proyecto que será lanzado en una campaña de crowdfunding este 23 de enero.

También te puede interesar: Forros únicos para transportar el vino en todo momento

Comments

comments