Consejos para conservar el queso

Para los fanáticos del queso es muy importante saber cómo almacenarlo, de manera que no pierda sus propiedades. Bien sea de vaca, cabra, oveja o búfala, es recomendable mantenerlo bajo la temperatura indicada, para que no cambie su sabor, color, olor o textura. Al aplicar estos consejos, se podrá conservar en perfectas condiciones.

Por un queso fresco

Temperatura ideal

Consejos para conservar el queso

Los grados a los que deben estar expuestos los quesos dependerá de cada uno. Es decir, no todos deben mantenerse a la misma temperatura. Los que tienen tapa dura, como el parmesano o el pecorino, deben estar refrigerados entre ocho y doce grados. Mientras que los quesos más blandos, tipo camembert o mozzarella se conservan mejor a temperaturas más bajas, entre los cuatro y ocho grados. Así que guarde sus quesos en la parte alta o baja de su refrigerador, todo dependerá de cuál haya comprado. El proceso de fermentación del queso se acelera cuando la temperatura es alta y se ralentiza cuando la temperatura es baja.

El envoltorio de los quesos

Este punto es importante, porque puede evitar que el queso se raje y agriete cuando lo guarde en la nevera. Lo recomendable es que lo deje en su envase original. Pero si compró un trozo y no tiene idea de cómo cubrirlo, le aconsejamos papel envoplast o aluminio, solo asegúrese de no apretarlo demasiado, de esa forma evitará que se recaliente. También puede utilizar recipientes herméticos, pero debe tener cuidado con los quesos blandos, ya que se pueden fermentar por la falta de oxígeno, y el olor que dejarán en la nevera no será agradable.

Tiempo de conservación

Los quesos de pasta blanda y los bajos en grasa son los que menos tiempo se deben mantener en el refrigerador. Los expertos dicen que su duración óptima es de entre quince y veinte días. Por otra parte, los que son duros se mantienen por uno o dos meses.

También le puede interesar: La conservación de alimentos antes de existir la nevera 

Comments

comments