Las fresas, sepa cómo conservarlas y utilizarlas

las fresas

Las fresas son poco energéticas y su principal componente, después del agua, lo constituyen los hidratos de carbono. Sin embargo, son muy ricas en vitamina C. Son muy apreciadas por su agradable aroma y su efecto estimulante del apetito.

De hecho, estamos ante una fruta fácilmente digestible. Debido a su fibra, pigmentos, ácidos y enzimas, ejerce un efecto laxante, facilitando y regulando las funciones intestinales.

Al momento de comprar las fresas, asegúrese de que estén enteras, sin golpes y provistas de su cáliz verde. Trate de seleccionar aquellas que tengan una madurez que permita transportarlas y manipularlas sin problemas. Recuerde que estamos ante un alimento altamente perecedero.

Debe conservarlas en la nevera o en un lugar fresco, oscuro y ventilado, lo menos agrupadas posible. De esta manera se pueden conservar bien casi una semana. Hay quienes prefieren congelarlas, aunque no es muy adecuado para esta fruta, ya que al descongelarse pierden gran cantidad de agua. Aparte, se forma como una mermelada cruda, que al estar a temperatura ambiente se agria.

Otro dato importante. Las fresas no se deben pelar antes de su consumo. Requieren una limpieza minuciosa, ya que al estar en contacto con la tierra, pudieran tener algunos sedimentos.

Cuando las lave, trate que no dejarlas mucho tiempo en el agua, porque perderían nutrientes. Ahora, cuando les haya quitado el tallo y las hojas, no las ponga en agua nuevamente, ya que la absorberían. Lo ideal es lavarlas, quitarle las partes verdes y consumirlas inmediatamente.

Dos ensaladas diferentes con fresas

Con remolacha

Ingredientes

  • 300 g de fresas limpias
  • 180 g de remolacha, cocida y pelada
  • 60 g de berros

Para el aderezo

  • 1 yema de huevo
  • 2 cucharadas de aceite balsámico
  • 1 cucharadita de mostaza
  • Sal
  • Pimienta recién molida
  • 80 ml de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de romero picado
  • 1 cucharada de pimienta verde

Preparación

  • Retire los tallos de las fresas y pártalas por la mitad
  • Corte la remolacha en rodajas o trozos.
  • Arregle los berros
  • Disponga todos los ingredientes en un recipiente

Para el aderezo

  • Mezcle la yema de huevo, el aceite balsámico, la mostaza, la pimienta y el aceite de oliva, para elaborar una salsa fina. Viértala sobre la ensalada y espolvoréela con el romero y la pimienta verde.
Ensalada fresa con remolacha
Foto vía: Solteroenlacocina

Con brotes de alfalfa

Ingredientes

  • 250 g de fresas limpias
  • 1 cucharada de aceite balsámico blanco
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 8 hojas medianas de lechuga romana
  • 1 cucharada de menta picada
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 150 g de requesón, o de queso de cabra fresco o de mozzarella
  • 6 cucharadas de brotes de alfalfa
  • Pimienta molida al gusto

Preparación

  • Aderece las fresas con el aliño de mezclar el aceite balsámico, el aceite de oliva, la menta y el azúcar.
  • Distribuya la ensalada sobre hojas de lechuga, cubra con el queso y los brotes de alfalfa. Luego, espolvoree con pimienta.

También le puede interesar: Frutas y hortalizas, cómo desinfectarlas