Al cortar la patilla debe inmediatamente refrigerarla

Patilla

La patilla, también conocida en algunos países como sandía, es una fruta que por su elevado contenido acuoso calma la sed, siendo muy refrescante. Cuando ha alcanzado su punto óptimo de madurez, su pulpa tiene ese color rojo intenso y al golpearla emite un sonido hueco.

Pero así como es rica, jugosa y dulce, también es muy delicada y puede echarse a perder con mucha facilidad. De hecho, no hay que demorarse mucho en comerla.

Al comprarla, una vez en casa puede mantenerla a temperatura ambiente, eso sí, siempre y cuando esté entera. Pero una vez que la corte, debe inmediatamente refrigerarla. Lo recomendable antes de meterla en la nevera (no en el congelador), es envolverla en papel film transparente, para así evitar que se seque y absorba los olores de otros alimentos.

Quienes cosechan la patilla saben bien que para prolongar su período de almacenamiento, conviene cortar el pedúnculo a la mayor distancia posible del fruto, una vez recogido.

De hecho, es tan delicada esta fruta, que una vez recolectada se debe conservar a baja temperatura, ya que con el calor madura mucho más rápidamente y se vuelve fibrosa y seca. Sin embargo, dada su alta sensibilidad al frío, no se debe mantener a temperaturas inferiores a los 10 grados centígrados.

Cómo saber escogerla

patilla

Cuando vaya a comprar una patilla conviene mucho fijarse en su carne, cuando sea posible. Esta debe estar firme y jugosa. Esto en caso de que esté picada, como suele conseguirse en los mercados.

Ahora bien, si está entera, es decir, sin abrir, lo más aconsejable es fijarse en su parte inferior, donde un color amarillo pálido indica que está madura y sabrosa. Si llegara a observar en esa zona la presencia de una mancha blanca o verdosa, lo más seguro es que fue recogida antes de tiempo y resultará insípida.

Otra manera de saber si la patilla está madura es la presencia de un tallo arrugado.

De todos modos, si al momento de comprarla tiene dudas, consúltele al frutero. Seguramente él sabrá asesorarle y le dirá cuál llevar.

También le puede interesar: Frutas, hay que saber cómo comerlas