Las pastas también son deliciosas en ensaladas

Pastas. Ensalada de pasta con aguacate y queso
Foto vía: irecetasfaciles.com

Las pastas no tienen por qué servirse solamente con salsa de tomate, al estilo tradicional, o de otro tipo, pues es un alimento versátil que da para mucho más. Una forma de disfrutarlas de manera diferente es a través de ensaladas. Por ejemplo, las que puede combinar con vegetales crudos o cocidos, y quesos.

Atrévase a preparar tres opciones que se recomiendan a continuación. Son pastas sencillas y fáciles de hacer. Sorprenda a sus comensales.

Con espinacas y queso

Ensalada de pasta con espinacas y queso
Foto vía: juegoscocinarpasteleria.org

Esta ensalada con espinacas y queso mozzarella es una alternativa sana. Aparte, tanto los calabacines como las zanahorias contienen beta-carotenos, precursor de vitamina A. Además de ser antioxidantes, tiene una relación directa con la función visual.

Ingredientes (4 porciones)

  • 300 g de pasta seca a elección
  • 200 g de tomates cherry
  • ½ atado de espinacas
  • 2 calabacines
  • 2 zanahorias
  • 100 g de queso mozzarella
  • 4 cucharadas de aceite, preferiblemente de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación

  • Cocinar la pasta en abundante agua con sal hasta que resulte al dente. Escurrir, dejar enfriar y reservar.
  • Lavar bien los tomates, las hojas de espinaca  y los calabacines. Pelar las zanahorias y cortarlas en juliana junto con los calabacines. Hervir en abundante agua con sal durante varios minutos.
  • Colocar la pasta y las verduras en una ensaladera. Incorporar la mozzarella cortada en trozos pequeños. Condimentar con el aceite, sal y pimienta al gusto. Mezclar bien y servir.

Con hierbas aromáticas

Ensalada de pasta con hierbas
Foto vía: entrenosotros.consum.e

Esta ensalada con hierbas aromáticas es un contraste de sabores. Lo recomendable es presentar el aderezo aparte, para que los comensales se sirvan a su gusto. Es una buena opción para una reunión informal.

Este plato lleva aceitunas que poseen muy poca cantidad de hidratos y proteínas, y un elevado aporte de grasas monoinsaturadas, beneficiosas para mantener el colesterol sanguíneo a niveles adecuados. Son ricas en sodio y potasio

  • 250 g de pasta, preferiblemente penne rigate
  • 1 hoja de laurel
  • 4 tomates
  • 2 partes blanca del celery
  • ¼ de pimentón rojo
  • ¼ de pimentón verde
  • 1 zanahoria
  • 50 g de aceitunas negras
  • 50 g de hierbas frescas variadas

Para el aderezo

  • 200 g de requesón
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 3 cucharadas de leche descremada
  • 1 cucharada de salsa de tomate

Preparación

  • Cocinar la pasta en abundante agua con sal y hoja de laurel hasta que quede al dante. Escurrir y reservar.
  • Pelar los tomates, despepitarlos y cortarlos en gajos. Picar finamente el celery, los pimentones y la zanahoria, y filetear las aceitunas. Colocar las verduras, las hierbas picadas y la pasta en una ensaladera.
  • Mezclar el requesón con el jugo de limón, la leche y la salsa hasta obtener una consistencia cremosa. Aderezar la ensalada y servir.

Con vainitas, jamón y maíz

Las pastas cortas son ideales para las ensaladas veraniegas, ya que brinda la energía de los carbohidratos. Son además, livianas y de fácil digestión. Combinadas con las muy nutritivas vainitas, constituyen un buen plato principal. También las vainitas, como los guisantes y el maíz tienen un elevado contenido en fibra.

Ingredientes (4 porciones)

  • 200 g de pasta
  • 200 de vainitas
  • 100 g de jamón cocido en trozos
  • 200 g de granos de maíz dulce
  • 200 g de guisantes
  • 2 partes blancas del celery

Para el aderezo

  • 4 cucharadas de aceite, preferiblemente de maíz
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 1 cucharadita de mostaza en polvo
  • Sal y pimienta al gusto
  • 1 cuchadita de tomillo picado

Preparación

  • Cocinar la pasta en abundante agua con sal hasta que esté al dente. Escurrir, dejar enfriar y reservar en un tazón.
  • Cortar las vainitas en trozos y hervirlas en agua con sal por unos minutos. Escurrirlas y colocarlas en el recipiente con las pastas, los granos de maíz, y los guisantes. Añadir el jamón cortado en juliana y el celery picadito.
  • Para el aderezo, mezclar en un tazón el aceite, el jugo de limón, la mostaza, el tomillo, la sal y pimienta. Condimentar la ensalada y servir.

También le puede interesar: Cuatro caldos básicos en el cocinado