Newsletter

Síguenos

Kaya, coco para untar con toque malasio

En el sureste asiático, específicamente en naciones como Malasia, Tailandia Singapur y Filipinas, se disfruta del kaya, una rica mermelada donde el coco es el insumo estelar.

En esencia, se trata de un producto untable elaborado con el mencionado fruto, azúcar y huevos, aunque puede llevar otros ingredientes para aportar más sabor y aroma. Por sus características, suele ser catalogado como dulce y muy floral.

Kaya Mermelada de Coco Malasia
Es común disfrutarlo con tostadas de pan

Aunque forma parte esencial de la dieta de las naciones mencionadas, algunas fuentes refieren sería de origen malayo. Esto, por la predominancia de ingredientes tropicales como la leche de coco y las hojas de pándano, esenciales en su elaboración más tradicional. Además, la palabra significa “rico” en Malasia.

En todos los lugares que se consume es un clásico de los desayunos, donde se suele agregar a una rebanada de pan tostado. Asimismo, suele ser utilizada como cobertura en una gran cantidad de postres para aportar el gusto del coco. Ejemplo de esto es el pulut taitai, una preparación de arroz glutinoso teñido de azul que se puede coronar con un poco de kaya.

¿Cómo hacer kaya en casa?

Kaya Mermelada de Coco Malasia
Resalta por sus sabores florales y por ser muy aromático

Hacerlo en el hogar no es nada complicado. Si bien la receta puede conllevar algo de trabajo, el proceso es bastante sencillo si se tienen todos los ingredientes a la mano.

Ingredientes

  • 3 yemas de huevo
  • 150 gramos de azúcar moreno
  • 200 mililitros de leche de coco
  • 4 hojas frescas de pandan

Preparación

  • En un mortero, machacar bien las hojas de pandan hasta obtener una pasta. Echar en un bol con la leche de coco y remover para integrar. Dejar reposar por unos minutos.
  • En otro bol, agregar el azúcar y las yemas de huevo. Batir a mano enérgicamente para integrar.
  • Posteriormente, colar la leche de coco con el pandan sobre la mezcla de huevos y azúcar. Presionar bien el colador con una cuchara para extraer toda la esencia del pandan.
  • Colar la mezcla en una olla grande. Cocinar la preparación en baño María y a fuego medio, removiendo constantemente con una cuchara de madera. Dejar al fuego hasta que el kaya comience a espesar, lo cual puede tomar hasta una hora. Una vez que tenga la consistencia deseada, pasar a un recipiente limpio, dejar enfriar y servir. Se puede conservar en la nevera cerca de una semana.

También le puede interesar: El lado más dulce de Tailandia a través de sus postres

#CocinaYVino

Buena comida, buen vino
y buena compañía

Síguenos en Instagram