Aventurándose en el sabor de Le Marche

Gastronomía de le Marche / Italia
Las aceitunas rellenas y fritas son una comida clásica de la región / Foto vía: TrueIltalian.it

En toda la geografía italiana abunda la buena comida, incluso en las regiones no tan conocidas o populares. En Le Marche, ubicada al centro del país, varios son los platos que vale la pena probar y descubrir.

Por su posición en la nación europea, tiene muchos atractivos turísticos. Las Marcas (nombre en español) tiene entre sus límites la región de Emilia-Romaña, el mar Adriático, los montes Apeninos y el país de San Marino. Todo esto hace que tenga una variedad de opciones para elaborar un buen plan de viaje.

Además, muchos son los monumentos y lugares hermosos llenos de historia y tradición. Mientras, la gastronomía también juega un papel fundamental para atraer a los turistas.

El gusto de Le Marche

Varios son los platos o productos que son insignes en este destino italiano. Estos han enamorado por años a los lugareños y todo turista que los prueba entiende el porqué.

Sus olivas, tesoro de la gastronomía

Gastronomía de le Marche / Italia
Foto vía: TheSpruceEats.com

Desde que las aceitunas fueran introducidas en la península itálica por griegos y fenicios, su cultivo es cosa seria. Esto aún más en Marcas, específicamente en la provincia de Ascoli Piceno, cuyas olivas «ascolano» tienen Denominación de Origen Protegido (DOP).

Con estas, se hace una preparación clásica en la que se rellenan con carne y se fríen empanizadas con pan rallado. Es una de las comidas más populares y muy presente en bares y tabernas.

Ciaúscolo, ideal para compartir y charlar

Gastronomía de le Marche / Italia
Foto vía: DimensioneSuonoSoft.com

Para muchos, el embutido más icónico de toda Marcas. Se prepara, principalmente la ciudad de Macerata, donde existe una gran cultura en torno a este preparado. También se hace en otras urbes de la región.

Este producto, que cuenta con Indicación Geográfica Protegida (IGP), se hace con carne de cerdo con procesos artesanales muy cuidados. El resultado en un embutido de textura pastosa que se suele comer con pan tostado.

La delicia del Maccheroncini di Campofilone

Gastronomía de le Marche / Italia
Foto vía: ItalianMade.it

Este tipo de pasta con más de 600 años de historia es particularmente apreciada en le Marche. Se caracteriza, además de su forma de hebras muy finas, por su composición donde resaltan el huevo en cantidades considerables y la harina de sémola de trigo.

Se dice que sus orígenes se remontan al siglo XV y que era una comida propia de las clases sociales bajas. Era muy común que fuese consumida por campesinos y otros colectivos de bajos recursos, hasta que se hizo más famosa con los siglos.

La manera más purista de disfrutarla es con salsa de carne y queso pecorino rallado. La combinación es perfecta y algunas fuentes refieren que la pasta es tan delicada y fina que se deshace en la boca.

Es vincisgrassi, lo lasgna

vincisgrassi
Foto vía: CorriereDiPanama.com

Si alguien de Marcas oye decir que este plato es una lasaña, probablemente haya un conflicto. En esencia, es una receta muy similar, incluso, se pudiera decir que idéntica, pero las ligeras variaciones hacen que los lugareños marquen diferencias.

Las leyendas locales aseguran que su denominación deriva del general austriaco Alfred von Windisch-Graetz. Durante el siglo XVIII, este habría derrotado a las tropas napoleónicas en la ciudad de Ancona, por lo que se honró su figura con esta comida.

Entre algunas de las cosas que la distinguen de la lasañá está que se sustituye la salsa boloñesa por una que combina diversos tipos de carne picada. Asimismo, la bechamel que se aplica tiende a ser más espesa y hay notable presencia de nuez moscada.

Los exclusivos moscioli de las costas

moscioli
Foto vía: LovelyAncona.it

Otro caso donde aplica el regionalismo gastronómico. Los moscioli son mejillones silvestres que crecen en las aguas de la rivera del Cornero. Para los habitantes de Le Marche, este producto es único y su sabor es inconfundible al de otras variantes del marisco.

Se pueden preparar de diversas maneras que encantan al paladar. Tan buen y apreciados son, que incluso son protegidos por el movimiento Slow Food en Italia. La recomendación es prepararlos con un poco de aceite de oliva, limón, perejil y un poco de pimienta recién molida.

Un reconfortante brodetto

brodetto
Foto vía: GreatItalianChefs.com

El brodetto es un caldo de pescado típico que se hace en varias ciudades cercanas al mar. Se hace con diversos tipos de peces que se cortan y guisan con especias, vinagre y vino tinto o blanco.

Su sello está en su sencillez, pues elaborarlo no complicado, pero se debe cumplir bien el proceso para obtener los resultados esperados.

¿Una copa para acompañar?

mistrà
Foto vía: DrinkingPartesa.it

En esta región italiana también abundan los buenos vinos. Tanto tintos como blancos tienen varias Denominaciones de origen que vale la pena disfrutar.

A su vez, muchos invitan a probar el mistrà, una bebida anisada que tiende a ser importante en encuentros sociales.

También le puede interesar: La hora de la pasta: consejos de la gastronomía italiana

con información de WonderfulMarche y GreatItalianChefs