Arroz y fideos, ingredientes esenciales de la cocina asiática

Arroz y fideos

Si hay dos alimentos que no pueden faltar en la cocina oriental esos son precisamente el arroz y los fideos, ingredientes que realmente son bastante baratos, nutritivos, abundantes y deliciosos.

Como si fuese poco, estos básicos de la dieta asiática son tan versátiles que acompañan casi todas las comidas como guarnición, o para preparar platos principales, de carne, pescado condimentado o verduras.

En Oriente se cultivan y utilizan varios tipos de arroz, cada uno de ellos adecuado para un uso específico. Por ejemplo, el blanco se reserva para completar una comida o asentar el estómago durante un ágape con muchos platos.

En el caso de los fideos, estos varían de un país a otro y se comen a todas horas en sus diferentes formas. En Occidente, los delgados fideos de harina de trigo al huevo son los más comunes. Se compran frescos o secos y requieren una cocción muy breve.

De hecho, también se utilizan fideos de arroz. En China son conocidos como sha, mientras que en Japón se llaman harusame. Con habichuelas mung molidas se elaboran los fideos transparentes o de celofán.

Y así como el arroz y los fideos son fundamentales, también lo es el wok, que es una especie de sartén, imprescindible en la cocina asiática para saltear. Es un método de cocción.

Fideos japoneses con verduras y especias

Fideos japoneses con verduras

Este plato, aderezado con salsa de ají dulce y semillas de sésamo, resulta realmente rico, con un sabor que recuerda el de los frutos secos y un punto picante. En caso de que se le haga difícil encontrar fideos japoneses frescos, utilícelos secos y finos, de arroz o de trigo al huevo. Esta receta es para 4 personas.

Ingredientes

  • 450 g de fideos japoneses frescos
  • 1 cucharadas de aceite de sésamo
  • 1 cucharada de semillas sésamo
  • 1 cucharada de aceite de girasol
  • 1 cebolla roja cortada en rodajas
  • 100 g de tirabeques o vainitas
  • 175 g de zanahorias cortadas en rodajas finas
  • 350 g de col o repollo blanco cortado en tiras finas
  • 3 cucharadas de salsa de ají dulce
  • 2 cebollines en rodajas para decorar

Preparación

  • En una olla, lleve agua a ebullición y cueza los fideos unos 2-3 minutos. Escúrralos bien
  • Mezcle los fideos con el aceite y semillas de sésamo.
  • Caliente un wok grande en seco, vierta el aceite de girasol y caliéntelo.
  • Saltee en el wok la cebolla junto con los tirabeques o vainitas, la zanahoria y la col o repollo, durante unos 5 minutos.
  • Agregue la salsa de ají dulce y cuézalo, removiendo ocasionalmente, durante otros 2 minutos.
  • Incorpore los fideos en el wok, agite bien para mezclar y caliéntelo otros 2-3 minutos. Si prefiere servirlo por separado, distribúyalos entre los cuencos individuales.
  • Disponga la preparación japonesa de verduras y fideos en cuencos individuales calientes y sírvala de inmediato, adornada con rodajas de cebollín.

También le puede interesar: Elementos básicos para preparar platos orientales al vapor