Polinesia

El océano pacífico alberga un conjunto de islas exóticas, conocidas como la Polinesia. Éstas atraen a miles de turistas año tras año; no solo por sus paradisíacos parajes sino, además, por una rica y exótica gastronomía que complace a sibaritas y amantes de la buena mesa.

La gastronomía de la Polinesia es producto de la mezcla de distintas culturas que convergen en sus tierras; a todas éstas se le suma el característico sabor polinesio, cargado de productos naturales y múltiples especias de cocina. El resultado es una oferta rica, variada, fresca y que ha sabido adaptarse a los distintos paladares que la visitan.

Platos estandarte de la gastronomía de la Polinesia

Uno de los grandes atractivos de la cocina de la Polinesia es su apuesta por productos frescos y naturales. Y es que gracias a su ubicación geográfica este rasgo distinto brota, casi, espontáneamente.

Al estar rodeada por mar las preparaciones con pescados y mariscos se han convertido en sus mayores estandartes. Especies como el Atún, mahi mahi y el bonito mutaron en divas, convirtiéndose en los más usados en su cocina; ya sea en guisos, hervidos, asados o crudos. Además de los pescados, las carnes también forman parte importante de su gastronomía.

Entre sus platos más apreciados destacan el poisson cru a la Tahitiana, un marinado con limón, leche de coco y camarones; chevrettes, una preparación en as que los camarones son el foco de atención; salade Ruse, es una ensalada hecha con hojas de taro hervidas con crema de coco y gambas; Ma´a tinito, este copioso plato combina la carne de cerdo con frijoles rojos, espinacas y macarrones.

Para los comensales con preferencias dulces está su postre típico: Poi, una suerte de pudín de plátano o lechosa.

En cuanto a las bebidas, se beben todo tipo de jugos de frutas: de mango, melones, piña, y bananas y el coco llamado Pape Haari. Además, los polinesios son grandes tomadores de cerveza, la cual llaman Pia; así como una variedad de vinos y cócteles.

 

Comments

comments