La bebida por excelencia contra el calor y una de las más populares

El té helado con limón se hizo muy famosa gracias a película de Clint Eastwood, Los Puentes de Madison.

Además, el limón posee propiedades digestivas, capacidad de calmar la irritación en la garganta, su efecto hidratante y propiedades purificantes y desintoxicadoras en la sangre.

El té helado es especial para compartir con visitas inesperadas en horas de intenso calor o para disfrutar al llegar a casa luego de un día intenso, caluroso y agotador.

Ingredientes:

  • Dos limones
  • 2 bolsitas de té
  • 900 ml. de agua mineral
  • Azúcar moreno
  • Hojas de menta

Preparación

  • Lavar bien los dos limones. Cortarlos en dos mitades, y exprimirlos. Trocear la cáscara en pedacitos pequeños.
  • Poner a hervir el agua. Cuando se inicie la ebullición, poner a cocer las bolsitas de té y echar al cazo el zumo del limón y los trozos de cáscara. Dejar hervir durante unos 5 minutos.
  • Colar el té y echarlo en una jarra. Añadir azúcar moreno a gusto (con unas 5 cucharadas debería bastar), remover y meter la jarra en el frigorífico.
  • Al servir el té de limón, hay que procurar que esté siempre helado. Una vez en el vaso, añadir una hoja de menta.

Comments

comments