Las ricas paletas heladas. Italia se consagra entre la sublime espuma del capuchino. Una preparación tan cremosa que muchos baristas utilizan su espuma para elaborar los más simple y complejas imágenes en arte latte.

Dale un giro dulce a tu porción de cafeína diaria, con estas paletas heladas hechas con café instantáneo, leche y miel. Un postre suave y audaz.

Para 8 porciones

Ingredientes

  • 1 taza de agua
  • ? taza de azúcar
  • 2 cucharadas de miel
  • 2 cucharadas de café espresso instantáneo
  • 1 taza de leche de almendra casera
  • 1 cucharadita de canela

Preparación

  • Llevar 1 taza de agua y azúcar a hervir en una cacerola, cocinar hasta que el azúcar se disuelva. Dejar enfriar durante unos minutos y luego añadir la miel.
  • Reservar ¼ taza del jarabe de azúcar y reservar. Mezclar el jarabe de azúcar restante con el polvo de café espresso mientras todavía está caliente. Enfriar a temperatura ambiente.
  • Combinar la leche de almendras con el ¼ de taza de jarabe de azúcar reservado. Batir la canela en la mezcla de leche.
  • Dividir la mezcla de leche en 8 moldes de paletas heladas. Dividir la mezcla de café espresso en partes iguales. 
  • Cubrir e insertar palitos de helado. 
  • Congelar durante 6 horas o hasta que se congelen.
  • Espolvorear la canela sobre las paletas.

Comments

comments