Deditos de queso

Un buen pasapalo no cae mal en ningún momento del día o situación. Ideales para alejar los antojos de las tardes, preceder el almuerzo o simplemente para servir a nuestros invitados. Estas preparaciones suelen ser muy sencillas y fáciles de cocinar, por lo que son una estupenda opción para saborear pequeños bocados llenos de sabor.  Un buen ejemplo de esto son unos ricos deditos de queso.

Una receta perfecta para cualquier momento de apremio. Unas crujientes barritas de pan rallado combinadas con los gustos y aromas del orégano. En su interior, un delicioso queso mozzarella que deleitará su paladar. Todo se acompaña con una salsa a base de queso crema, pimentón y crema agria. Una unión adecuada para muchas ocasiones.

A pesar de tratarse de una fritura, la hierba puede aportar sus grandes beneficios al cuerpo. Se trata de una planta que contiene vitaminas A, C, E y K, además de fibra y minerales como hierro, magnesio, calcio y potasio.

Deditos de queso con orégano

Ingredientes

  • 2 tazas de pan rallado
  • 2 cucharadas de orégano seco
  • 400 gramos de queso mozzarella o de su preferencia
  • 1 taza de aceite vegetal
  • 1 huevo
  • 190 gramos de queso crema
  • 100 gramos de pimentón
  • 1 taza de crema ácida

Preparación

  • Mezcla el pan rallado con el orégano.
  • Cortar el queso en barras pequeñas y pasarlas por el huevo y luego por la mezcla del pan rallado y orégano. Llevar al congelador durante una hora.
  • Calentar en una sartén el aceite a fuego medio y agregar las barritas, freír por 2 minutos y retirarlos. Escurrir el exceso de aceite y reservar.
  • Para el aderezo, licuar el queso crema, el pimentón finamente picado y la crema ácida.
  • Servir los deditos con con el dip y disfrutar.

También le puede interesar:  Berenjenas al horno en salsa yogur

Receta de Kiwilimón

Comments

comments