Del mar la comida es más sabrosa, si bien la famosa frase no es así, esta no está para nada equivocada. Utilizar lo que nos ofrece el vasto océano da una gran cantidad de posibilidades en la cocina. Desde pescados a mariscos, todos son deliciosos. Muestra de esto es esta excelente receta con mejillones. Este excelente ingrediente se prepara a una forma muy tradicional y querida: a la marinera. En esta oportunidad con un agregado especial, la nata, para darle un toque diferente de cremosidad. Mejillones a la marinera con nata Ingredientes • 2 kilogramos de mejillones • 1 cebolla • 2 dientes de ajo • 2 vasos de vino blanco seco • 4 ramas de perejil • 1 taza de nata • 1 cucharada de mantequilla • 2 cucharadas de aceite de oliva • Pimienta negra • Sal al gusto Preparación • Limpiar los mejillones. Para ello, cortar las barbas con un cuchillo afilado o una tijera. De esta manera se evitará desprender la carne al lavarlos. Luego, restregar las conchas con una esponja de metal para despegar las adherencias que suelen traer. Una vez limpios, lavar bien con abundante agua y desechar los mejillones que estén rotos o los que tengan mal olor. • Pelar los ajos y la cebolla y trocearlos finamente. Hacer lo mismo con el perejil. Agregar la mantequilla y el aceite en una olla, cuando se calienten poner la cebolla a sofreír. • Una vez que empiece a cambiar de color la cebolla, incorporar los ajos, baja la temperatura. Saltear durante un par de minutos sin dejar de mover, luego adicionar los mejillones y verter el vino blanco. • Tapar inmediatamente y a los pocos minutos los mejillones comenzarán a abrirse. Descartar los que no abran, ya que podrían estar en mal estado. • Una vez que todos los mejillones estén abiertos, añadir la nata. Salpimientar al gusto, mezclar bien y dejar cocer durante un par de minutos más a fuego medio para reducir un poco. • Transcurrido el tiempo, rectificar la sal, apartar del fuego y espolvorear con el perejil fresco picado. • Servir bien calientes y acompañar con pan u otra guarnición de su preferencia. También le puede interesar: Receta de UnaReceta

Del mar la comida es más sabrosa, si bien la famosa frase no es así, esta no está para nada equivocada. Utilizar lo que nos ofrece el vasto océano da una gran cantidad de posibilidades en la cocina. Desde pescados a mariscos, todos son deliciosos. Muestra de esto es esta rica receta con mejillones.

Este excelente ingrediente se prepara de una forma muy tradicional y querida: a la marinera. En esta oportunidad, con un agregado especial, la nata, para darle un toque diferente de cremosidad.

Mejillones a la marinera con nata

Ingredientes

  • 2 kilogramos de mejillones
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 2 vasos de vino blanco seco
  • 4 ramas de perejil
  • 1 taza de nata
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Pimienta negra
  • Sal al gusto

Preparación

  • Limpiar los mejillones. Para ello, cortar las barbas con un cuchillo afilado o una tijera. De esta manera se evitará desprender la carne al lavarlos. Luego, restregar las conchas con una esponja de metal para despegar las adherencias que suelen traer. Una vez limpios, lavar bien con abundante agua y desechar los mejillones que estén rotos o los que tengan mal olor.
  • Pelar los ajos y la cebolla y trocearlos finamente. Hacer lo mismo con el perejil. Agregar la mantequilla y el aceite en una olla, cuando se calienten poner la cebolla a sofreír.
  • Una vez que empiece a cambiar de color la cebolla, incorporar los ajos; bajar la temperatura. Saltear durante un par de minutos sin dejar de mover; luego, adicionar los mejillones y verter el vino blanco.
  • Tapar inmediatamente y a los pocos minutos los mejillones comenzarán a abrirse. Descartar los que no abran, ya que podrían estar en mal estado.
  • Una vez que todos los mejillones estén abiertos, añadir la nata. Salpimientar al gusto, mezclar bien y dejar cocer durante un par de minutos más a fuego medio para reducir un poco.
  • Transcurrido el tiempo, rectificar la sal, apartar del fuego y espolvorear con el perejil fresco picado.
  • Servir bien calientes y acompañar con pan u otra guarnición de su preferencia.

También le puede interesar: Deslumbrar en la mesa: Calamares en salsa de almendras.

Receta de UnaReceta

Comments

comments