Diferentes métodos de cocción
Vía 123rf

En la cocina existen diversas maneras de preparar un plato. Las técnicas y métodos dependerán de los gustos del cocinero o de si la receta requiere de algún proceso en específico. Teniendo esto presente, vale la pena conocer cómo se puede obtener un resultado distinto con el mismo alimento.

Algunos tipos de cocción

En seco

Diferentes métodos de cocción
Vía 123rf

Suele ser más rápido que otros y sus variantes son: a la plancha, al horno o en baño de María.

A la plancha es el más utilizado para sellar los filetes de carne, pescado o saltear verduras. ¿Pero en qué consiste? En que el calor llegue directamente al ingrediente y se haga una costra, que conserve sus jugos. Puede ser directamente sobre la plancha o sartén o añadiendo un poco de aceite para potenciar sabores.

Cuando la comida se hace al horno, aunque es más lenta la cocción, debido a que el calor no es directo, la superficie de las diversas preparaciones se gratina, dando una deliciosa textura al plato.

El baño de María, aunque es al vapor, se considera cocción seca, porque los alimentos se colocan en una superficie libre de líquidos.

Con líquidos

Diferentes métodos de cocción
Vía 123rf

En estas se utiliza generalmente agua y la diferencia radica en el tiempo y la temperatura.

Si hierve, se echan los ingredientes en agua o algún caldo para que despidan sus sabores y propiedades.

Otro procedimiento con agua es pochar o escaldar. Significa calentar los alimentos en algún líquido, de manera que queden completamente cubiertos, mientras se remueven lentamente. No se debe llegar nunca al punto de ebullición.

Una opción para que los vegetales no pierdan su color y brillo es blanquearlos. Para esto se deben introducir en agua hirviendo con sal y cuando estén blandos se sacan y se colocan en agua con hielo, de esa forma quedarán al dente.

Con aceite

Diferentes métodos de cocción
Vía 123rf

Como su nombre lo indica, se basa en llevar los alimentos a una olla o sartén con aceite o grasa y freírlos para que queden crujientes. Es utilizado para las papas fritas y pedazos de pollo, entre otras preparaciones. Aunque muchas veces está contraindicado por razones de salud, es el preferido de muchos.

También le puede interesar: Beneficios de contratar un servicio de catering

Comments

comments