Vía cafedelites.com

Estas irresistibles albóndigas con semillas de sésamo están llenas de mucho sabor. Es un plato muy sencillo de preparar, ya que no se necesitan habilidades especiales ni ningún ingrediente extraño. De seguro todos quedarán encantados su sabor:

Albóndigas con semillas de sésamo

Ingredientes

Para las albóndigas

  • 2 kilos de carne molida
  • ¾ taza de pan rallado
  • 2 huevos
  • 2 cucharadas de salsa de soja
  • 1 cucharada de vino Shaoxing
  • 1 cucharada de ajo picado
  • 2 cucharaditas de jengibre picado
  • 1 taza de cebollas verdes finamente cortadas en rodajas
  • Sal y pimienta, al gusto

 

Para el glaseado

  • 1 cucharadita de aceite de sésamo
  • 4 dientes de ajo, picados
  • ½ cucharada de jengibre picado
  • ½ taza de salsa de soja
  • 1 taza de agua
  • ½ taza de azúcar morena
  • 2 cucharadas de salsa hoisin
  • 1 cucharada de pimienta o 1 cucharada de chile rojo

 

Para servir

  • Semillas de sésamo
  • 1 cebolla verde, cortada en rodajas finas
Vía cafedelites.com
Preparación
  • Precalentar el horno a 200°.
  • Para hacer las albóndigas, mezclar todos los ingredientes de las albóndigas en un tazón grande hasta que estén bien combinados. Luego formar bolitas y colocarlas en 2 bandejas para hornear forradas con papel para hornear.
  • Hornear durante 10-12 minutos, o hasta que quedes doradas. Mientras las albóndigas están en el horno, empezar con la salsa.
  • Para hacer la salsa, calentar una sartén a fuego medio-alto. Batir todos los ingredientes de la salsa juntos hasta que estén bien mezclados. Llevar a hervir a fuego lento y continuar cocinando hasta que la salsa espese, durante aproximadamente 8 minutos.
  • Cuando las albóndigas se hayan terminado de cocinar, agregar la mitad de las albóndigas en la sartén y recubrir suavemente cada albóndiga en la salsa. Transferirlas a un plato de servir o una bandeja y añadir en el resto de las albóndigas no recubiertas a la salsa. Recubrir y transferir al plato de servir.
  • Espolvorear con semillas de sésamo y cebollas verdes en rodajas (si lo desea), y servir caliente con palillos de dientes o mini tenedores. Disfrute.

También te puede interesar: Schnitzel: uno de los platos más famosos de la cocina austriaca

Comments

comments

Compartir